Henrik Ibsen

dramaturgo y poeta noruego (1828–1906)
Henrik Ibsen
«No se puede morir a mitad del quinto acto».
«No se puede morir a mitad del quinto acto».
Véase también
Biografía en Wikipedia.
Multimedia en Wikimedia Commons.
Obras en Wikisource.
Datos en Wikidata.
Esta página contiene citas de una persona fallecida hace 117 años.

Henrik Ibsen (Skien, 20 de marzo de 1828 – Cristianía, 23 de mayo de 1906) fue un dramaturgo noruego.

Citas editar

  • «Donde hay fuerza, no hay misión. Si no puedes ser lo que eres, sé con serenidad lo que puedas».[1]
  • «Durante cierto tiempo puede uno estar alegre interiormente, pero a la larga la alegría deben compartirla dos».[2]
  • «El odio y el amor se apagan en la tumba. Solo una cosa permanece invariable tanto en vida como después de la muerte: nuestro destino».[6][7]
  • «El pecado que no tiene perdón es el que mata la vida del amor en el ser».[8][9]
  • «Grande o pequeño, todo hombre es poeta si sabe ver el ideal más allá de sus actos».[11]
  • «Hay personas que se definen por lo que tienen y otras que se definen por algo que les falta».[12]
  • «La belleza es el acuerdo entre el contenido y la forma».[13]
  • «La lucha por la libertad es la esencia de la misma libertad».[14]
  • «No apagues la antorcha que humea si no tienes otros fuegos que alumbren mejor».[16]
  • «¿No os parece que nos vemos obligados a enseñar una gran cantidad de cosas en las que ni nosotros mismos creemos?».[17]
  • «No se puede morir a mitad del quinto acto».[18]
  • «Nunca te pongas tu mejor pantalón si sales de campaña por la libertad y la verdad».[19]
  • «Para dos no hay pendiente demasiado empinada».[20]
  • «Siendo dos ninguna cuesta es demasiado empinada».[23]
  • «Si lo dieses todo, menos la vida, has de saber que no has dado nada».[24][25]
  • «Sólo lo que se pierde es adquirido para siempre».[26]
  • «Un verdadero espíritu de rebeldía es aquel que busca la felicidad en esta vida».[27][28]
  • «Un día se verá claramente que el triunfo es la derrota».[29]
  • «Vivir es luchar contra los demonios del corazón y del cerebro. Escribir es pronunciar sobre sí el juicio final».[30][31]
  • «Yo no puedo consagrar mi vida a expiar las culpas de otro».[32]

Citas sobre Ibsen editar

  • «[Lo que más destaca de Ibsen es] su enorme poder de objetividad, su decidida resolución de arrancar su secreto a la vida, y su absoluta indiferencia hacia las reglas del arte, los amigos y las consignas».[33]

Referencias editar

  1. Ortega (2013), p. 3786.
  2. Señor (1997), p. 14.
  3. Bartra (1994), p. 143.
  4. Señor (1997), p. 491.
  5. Un enemigo del pueblo. Final del libro: «Helo aquí. Escuchad. El hombre más poderoso del mundo es el que está más sólo».Ed. 2016; ISBN 9786050433906.
  6. Bartra (1994), p. 143.
  7. Señor (1997), p.141.
  8. Bartra (1994), p. 143.
  9. Señor (1997), p. 38.
  10. Señor (1997), p. 51.
  11. Ortega (2013), p. 3225.
  12. Señor (1997), p. 452.
  13. Señor (1997), p. 71.
  14. Señor (1997), p. 321.
  15. Bartra (1994), p. 143.
  16. Bartra (1994), p. 144.
  17. Bartra (1994), p. 143.
  18. Bartra (1994), p. 143.
  19. Bartra (1994), p. 144.
  20. Señor (1997), p. 491.
  21. Bartra (1994), p. 143.
  22. Ortega (2013), p. 103.
  23. Bartra (1994), p. 144.
  24. Bartra (1994), p. 144.
  25. Señor (1997), p. 117.
  26. Bartra (1994), p. 144.
  27. Bartra (1994), p. 143.
  28. Ortega (2013), p. .
  29. Bartra (1994), p. 143.
  30. Bartra (1994), p. 144.
  31. Ortega (2013), p. 1348.
  32. Bartra (1994), p. 144.
  33. Gracia Noriega, José Ignacio. «Joyce en su ciudad». Los Cuadernos del Norte, Número 11, enero-febrero de 1982, p. 8. Centro Virtual Cervantes

Referencias editar

  • Ortega Blake, Arturo. El gran libro de las frases célebres. Penguin Random House Grupo Editorial. México, 2013. ISBN 6073116314, 9786073116312. (En Google Books.)
  • Señor, Luis (1ª ed. 1997 / 2017). Diccionario de citas. Espasa Calpe.  ISBN 8423992543.