España

país del suroeste de Europa
(Redirigido desde «Español»)
«Español» redirige aquí. Para la lengua, véase idioma español.
España

Enlaces externos
Wikipedia-logo.png Artículo en Wikipedia.
Commons-logo.svg Multimedia en Wikimedia Commons.
Wikinews-logo.svg Noticias en Wikinoticias.
Wikisource-logo.svg Obras en Wikisource.


España es un Estado miembro de la Unión Europea (UE) situado en la península ibérica, en el suroeste de Europa. También posee territorio en el mar Mediterráneo (las islas Baleares), en el océano Atlántico (las islas Canarias), así como dos enclaves en el norte del continente africano (las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla) y el enclave de Llivia en los Pirineos franceses.

Algunas citas refieren al Ser de España o el Problema de España, nombre que designa un debate intelectual acerca de la identidad nacional española.

CitasEditar

AEditar

  • «Antes una España roja que una España rota».[1]
  • «A partir de 1808 puede hablarse en España de nacionalismo: el patriotismo étnico pasó a ser plenamente nacional, al menos entre las élites. Y ello fue obra indiscutible de los liberales. Las élites modernizadoras aprovecharon la ocasión para intentar imponer un programa de cambios sociales y políticos; y el método fue lanzar la idea revolucionaria de la nación como titular de la soberanía. El mito nacional resultó movilizador contra un ejército extranjero y contra los colaboradores de José Bonaparte, en tanto que no españoles (afrancesados). Los liberales españoles recurrieron a la identificación entre patriotismo y defensa de la libertad: como declaró el diputado asturiano Agustín Argüelles al presentar la Constitución de 1812, "españoles, ya tenéis patria"».[sin fuentes]
  • «Acaba uno harto de que la historia de España, con tantas luces y sombras como la de cualquier otro país, se haya convertido en el tiro al blanco de todos los demagogos, oportunistas y golfos de dentro y de fuera. Ya parece un concurso para ver quién escupe más fuerte y más lejos».[2]

CEditar

  • «Casi todos se figuran en su imaginación a España como una región meridional preciosa, con los suaves encantos de la voluptuosa Italia; pero es, por el contrario, en su mayor parte —si bien se exceptúan algunas de sus provincias marítimas—, un país áspero y melancólico, de escarpadas montañas y extensísimas llanuras desprovistas de árboles, de indescriptible aislamiento y aridez, que participan del salvaje y solitario carácter de África».[3]

EEditar

  • «El nombre de España se cree sea semítico por haber conocido los romanos nuestra península merced a los cartagineses, y suele traducirse "isla del Tesoro", aludiendo a las riquezas mineras de nuestro subsuelo, de i, ai, e, isla y la raíz semítica sapan, de donde se deriva sapun o sapin, tesoro. Pero M. Bérard da otra etimología derivándolo de I-spanea, del sustantivo spanea, escondrijo. Y añade triunfalmente. "I-spanea no es más que la isla de Kalypso, la isla del Escondrijo, Perejil es la que era en un principio Ispania, y no fue sino por error o por una extensión de sentido por lo que este nombre pasó al continente vecino"».[5]
  • «El perdón es una idea cristiana, y España no ha sido nunca un país cristiano. Ha tenido siempre una idea especial y su idolatría especial dentro de la Iglesia».[6]
  • «Entre todas las tierras del mundo Espanna a una estremança de abondamiento et de bondad más que otra tierra ninguna
¡Ay Espanna! non a lengua ni engenno que pueda contar tu bien [...]».
  • «España es tierra de precursores, que se anticipan para luego quedar olvidados cuando su innovación surge después en otro país más robustamente preparada, mejor recibida y continuada».
  • «España es un país necrófilo. No se reconoce el mérito ajeno y solamente se ensalza a los muertos».[9]
  • «Estamos como en la España de El Lazarillo de Tormes, en la de vivir como puedas, en el siglo XVII. En algunos aspectos la página de la historia no se ha pasado. Estamos como en la España imperial que asolaba Europa y donde había pobreza, la de Rinconete y Cortadillo, la de los mendigos. Estamos viviendo la España de las quinielas, la loto, el vivir como se pueda. Es el fracaso de una política de Estado».[10]

LEditar

  • "La nación es bastante apta para las armas, pero desordenada, de suerte que solo se puede hacer con ella grandes cosas el que sepa mantenerla unida y en orden"
  • «La mayor parte de la población fue leal a España. Fueron esencialmente la minoría de españoles quienes se rebelaron mientras que los indios y los negros querían el Rey».[14]
  • «La España actual no se parece en nada a la España quijotesca. Hemos dejado de ser quijotes y sanchos. Parecemos finlandeses. Nos han machacado. Nos han hecho renegar de todo lo nuestro. Es terrible. Y no es por nacionalismo barato, pero creo que los pueblos que reniegan de lo que son están condenados a no ser nada. Y eso es lo que nos está pasando a los españoles. Nos obligan a avergonzarnos de nuestro pasado, de nuestra cultura. Han conseguido convencernos de que hemos sido unos atrasados».[15]
  • «La España de Bruselas y Estrasburgo es la anti-España absoluta, negación de lo que ha sido nuestro ser histórico. España ha traicionado su razón de ser, su sentido histórico».[16]

IEditar

  • «[Nadie es profeta en su tierra]... Esto es particularmente verdad en España. Sus habitantes sienten envidia por el sabio que entre ellos surge y alcanza maestría en su arte; tienen en poco lo mucho que pueda hacer, rebajan sus aciertos y se ensañan, en cambio, con sus caídas y tropiezos, sobre todo mientras vive, y con doble animosidad que en cualquier otro país. Si acierta, dicen: 'Es un audaz ladrón y un plagiario desvergonzado'. Si es una medianía, sentencian: 'Es una nadería insípida y una mediocridad insignificante'. Si madruga en apoderarse del trofeo de la carrera, preguntan: '¿De dónde ha salido éste, dónde aprendió y cuándo ha estudiado...?'».
    • Ibn Hazm de Córdoba
    • Fuente: Risāla fī faḍl al-Andalus («Epístola en elogio de al-Ándalus»).
    • Nota: Comentando «Nemo propheta acceptus est in patria sua» (Luc., IV, 24)].[sin fuentes]

OEditar

  • «Oyendo hablar un hombre, fácil es
    saber dónde vio la luz del sol
    Si alaba Inglaterra, será inglés
    Si reniega de Prusia, es un francés
    y si habla mal de España... es español».[17]

PEditar

  • «Preguntadlo todo, como hacen los niños. ¿Por qué esto? ¿Por qué lo otro? ¿Por qué lo de más allá? En España no se dialoga porque nadie pregunta, como no sea para responderse a sí mismo. Todos queremos estar de vuelta sin haber ido a ninguna parte. Somos esencialmente paletos».[18]
    • Antonio Machado
    • Fuente: Juan de Mairena II.
    • Nota: Consejo que Mairena da sus alumnos.

QEditar

  • «Quien deja de ser amigo de mi Patria deja de serlo mío. España no lidia por los Borbones, ni por Fernando. Lidia por sus propios derechos. Derechos originales, sagrados, imprescriptibles, superiores, e independientes de toda familia o dinastía. España lidia por su religión, por su constitución, por sus leyes, sus costumbres, sus usos... En una palabra: España lidia por su Libertad».[19]

VEditar

Citas por autorEditar

Santiago Ramón y CajalEditar

  • «Al carro de la cultura española le falta la rueda de la ciencia».[20]
  • «El ideal del español de buena parte de la clase media es jubilarse tras breves años de trabajo, y, si es posible, antes de trabajar».[21]
  • «Una de las desdichas de nuestro país consiste, como se ha dicho hartas veces, en que el interés individual ignora el interés colectivo».[22]

Julio AnguitaEditar

  • «No quiero librar a la sociedad española de sus culpas, que también las tiene. Somos los hijos de Fernando VII, un pueblo que gritaba vivan las caenas y que hoy está entontecido por la Roja. A los niveles de alienación que se ha llegado con el fútbol… hay un discurso patriotero, que no patriótico, que ha sido elaborado durante la democracia. Y nos encontramos con una población a la que, en líneas generales, le falta el nervio, porque no ha conquistado la democracia: se la han regalado».[23]
  • «En nuestro país, de larga tradición picaresca, se ha venido desarrollando desde la Restauración canovista lo que podríamos llamar capitalismo de amigotes y compadres en francachelas y, sobre todo prácticas que más que de rapiña hay que motejar de propias de sanguijuelas».[24]

Manuel AzañaEditar

  • «Os permito, tolero, admito, que no os importe la República, pero no que no os importe España. El sentido de la Patria no es un mito».[25]

Albert BoadellaEditar

  • «España ya no es cervantina, nadie cree en el amor platónico, la dignidad y la lucha por los valores inalcanzables».[26]
  • «Los grandes retos que tiene España a principios del siglo XXI no afloran por ningún sitio y quedan diluidos por el ruido ambiental».[27]

PerichEditar

  • «España es un país católico, apostólico y español».[28]
  • «España no “es diferente”, los que son diferentes son los otros países».[28]
    • Fuente: Autopista, 1970; p. 120.
  • «España solo hay una. Y esto es algo que el resto del mundo no sabe agradecernos».[28]
    • Fuente: Autopista, 1970; p. 103.

En la literaturaEditar

En el romanceroEditar

  • «[...] Desque los españoles a Cristo conoscieron,
Desque en la su ley bautismo rescibieron,
Nunca en otra ley tornarse quisieron,
Mas por guarda de aquesto muchos males sofrieron [...]».[29]
    • Fuente: Versos del Poema de Fernán González, II.
  • «Los arcabuces de España
no hay fila que no destrocen,
no hay caballo que no ahuyenten,
no hay guerrero que no postren.[30]

En los poetasEditar

A corazón suenan, resuenan, resuenan
las tierras de España en las herraduras.
Galopa, jinete del pueblo,
caballo cuatralbo,
caballo de espuma».[31]
    • Fuente: Rafael Alberti, versos del poema Galope en Capital de la gloria (1936)
  • Dicen que España está españolizada,
mejor diría, si yo español no fuera,
que, lo mismo por dentro que por fuera,
lo que está España es como amortajada.
Por tan raro disfraz equivocada,
viva y muerta a la vez de esa manera,
se encuentra de sí misma prisionera
y furiosa de estar ensimismada.[32]
  • «España, España, España,
dos mil años de historia no acabaron de hacerte.
¡Cómo no amar, sufriendo, tu perdido pasado,
y amar, con ira y odio, el perdido presente!».[33]
  • «Españoles con futuro
y españoles que, por serlo,
aunque encarnan lo pasado no pueden darlo por bueno».[34]
  • «No España tuya o mía.
¡España nuestra!
Geografía íntegra, trasvasada en halago
de materna entereza».[35]
  • «¡Oh blanco muro de España! ¡Oh negro toro de pena!».[36]
  • Oh España, qué triste pareces.
Quisiera asistir a tu muerte total, a tu sueño completo,
saber que te hundías de pronto en las aguas, igual que un navío maldito».[35] (p. 31)
y escucho el triste concierto
que forman, tocando a muerto
la campana y el cañón».[37]
  • Y es más fácil, ¡oh España!, en muchos modos,
que lo que a todos le quitaste sola
te puedan a ti sola quitar todos».[38]

Miguel HernándezEditar

  • Alza, toro de España: levántate, despierta.
Despiértate del todo, toro de negra espuma,
que respiras la luz y rezumas la sombra,
y concentras los mares bajo tu piel cerrada».[39]
    • Fuente: Versos del poema Llamo al toro de España
  • «España, piedra estoica que se abrió en dos pedazos
de dolor y de piedra profunda para darme:
no me separarán de tus altas entrañas,
madre».[40]
    • Fuente: versos del poema Madre España
  • «Nunca medraron los bueyes
en los páramos de España».[41]
    • Fuente: versos del poema Vientos del pueblo me llevan

Antonio MachadoEditar

  • «Está el hoy abierto al mañana.
Mañana, al infinito.
Hombres de España: ni el pasado ha muerto
ni está el mañana,
ni el ayer escrito».[42]
    • Fuente: versos del poema El mañana efímero
  • «Españolito que vienes
al mundo, te guarde Dios.
Una de las dos Españas
ha de helarte el corazón».[43]
    • Fuente: Proverbios, LIII.
  • «[...] ¿Y bien? El mundo en guerra y en paz España sola.
¡Salud, oh buen Quijano! Por si ete gesto es tuyo,
yo te saludo. 'Salve! Salud,paz española,
si no eres paz cobarde, sino desdén y orgullo.
[...]
entonces, paz de España, yo te saludo».[44]
    • Fuente: versos del poema España en paz.

Blas de OteroEditar

  • «Otro año más. España en sombra. Espesa
sombra en los hombros. Luz de hipocresía
en la frente. Luz yerta. Sombra fría.
Tierra agrietada. Mar. Cielo que pesa».
    • Fuente: Versos del poema Año muerto, año nuevo.[sin fuentes]
  • «Última hoja del otoño
pensamiento de España.
¿Tierra tan vieja que
no ha lugar a la esperanza?».[45]
    • Fuente: versos del poema Canción veinte

Lemas y eslóganesEditar

  • «Recuerda, España, que tú registe el imperio de los mares».
    • Latín: «Tu regere imperio fluctus Hispane memento».[46]
    • Nota: En la actualidad es el lema del Buque Auxiliar 'Mar Caribe' (A-101) de la Armada española.

Véase tambiénEditar

ReferenciasEditar

  1. 1,0 1,1 Granja Sainz, José Luis de la. Nacionalismo y II República en el País Vasco: Estatutos de autonomía, partidos y elecciones. Historia de Acción Nacionalista Vasca, 1930-1936, p. 575. Siglo XXI de España Editores, 2009. ISBN 8432315133, 9788432315138. En Google Libros. Consultado el 9 de agosto de 2020.
  2. «¿Perdón a México, por qué? Los historiadores y la conquista de América». El Confidencial. 26 de marzo de 2019. Consultado el 5 de julio de 2022. 
  3. Irving, Washington. El viaje. Cervantes Virtual
  4. 4,0 4,1 Conde, Alfredo. «Ancha es Castilla.» El Correo Gallego.
  5. «España-Perejil y la isla de Calipso». El País. 25 de julio de 2002. Consultado el 8 de junio de 2019. 
  6. Hemingway, Ernest. Obras selectas: Novelas. Hemingway Foreign Trust, 1969. Editorial Planeta, S.A. 1ª edición, 1969, p. 1306.
  7. Garzón, Baltasar. El fango: Cuarenta años de corrupción en España, capítulo 3. Penguin Random House Grupo Editorial España, 2015. En Google Libros. Consultado el 8 de junio de 2019.
  8. Pérez Galdós, Benito. Tristana, p. 225 (Nota 2). Ediciones Akal, 2001. En Google Libros.
  9. «Fernando García de Cortázar: «Somos un cruce de chapuza y modernidad»». La Razón. 17 de junio de 2010. 
  10. [1] El País.
  11. «Juan Marcelo Gullo Omodeo: “España no conquistó América; España liberó América”». Crónicas de la emigración. 28 de agosto de 2021. Consultado el 5 de julio de 2022. 
  12. Orozco, Max Raúl (1950). Tip. Nacional, ed. Discursos pronunciados en las fiestas del 20 de octubre de 1950. 
  13. Citado en "España vertebrada" de Ortega y Gasset
  14. «Payne: "Los españoles se han creído más la leyenda negra de España que los extranjeros"». Libertad Digital. 31 de enero de 2018. Consultado el 5 de julio de 2022. 
  15. https://www.xlsemanal.com/actualidad/20121104/juan-manuel-prada-esta-3991.html
  16. «Juan Manuel de Prada: «España ha traicionado su razón de ser, su sentido histórico»». ABC. Consultado el 5 de julio de 2022.  Texto « 3 de octubre de 2014» ignorado (ayuda)
  17. Bartrina, Joaquín. España: reflexiones sobre el ser de España, p. 129. Ed. Real Academia de la Historia, 1997. En Google Libros.
  18. Machado, Antonio (1973 (5ª ed.). Juan de Mairena II. Losada. p. XLII, p. 18. 
  19. Lara, María; Lara, Laura. Breviario de historia de España. Edaf, 2018. En Google Libros. Consultado el 16 de octubre de 2019.
  20. Albarracín Teulón, Agustín. Santiago Ramón y Cajal, o, la pasión de España, p. 20. Edición ilustrada. Editorial Labor, 1978. ISBN 9788433500175.
  21. Señor (1997), p. 555.
  22. Señor (1997), p. 203.
  23. «Julio Anguita: “La transición fue una estafa”». Jot Down. mayo de 2011. Consultado el 5 de julio de 2022. 
  24. [2]
  25. Dicho el 18 de julio de 1936, al conocer la sublevación militar.([3]).
  26. Terra.
  27. Acto de la Asociación Ciutadans de Catalunya.
  28. 28,0 28,1 28,2 Perich, Jaume (1970). Autopista: (cuando un bosque se quema, algo suyo se quema, señor conde) Diccionario de citas. Estela (Ediciones de bolsillo). p. 19. 
  29. «Poema de Fernán González». Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes. Consultado el 6 de julio de 2022. 
  30. de Saavedra Rivas (duque de), Ángel (1885). Montaner y Simon, ed. Obras completas de d. Ángel de Saavedra, duque de Rivas: Romances históricos y leyendas. Teatro. Prosas. 
  31. Alberti, Rafael (2006). Ediciones de la Torre, ed. 100 poemas. p. 99. ISBN 9788479603373. 
  32. Ediciones Universidad de Salamanca, ed. (2008). Estética: perspectivas contemporáneas. editorAntonio Notario Ruiz. p. 135. ISBN 9788478003099. 
  33. «Eugenio Nora». Biblioteca Virtual Omegalfa. p. 7. Consultado el 6 de julio de 2022. 
  34. Villanueva, Tino (1988). Tamesis, ed. Tres poetas de posguerra: Celaya, Gonzalez, y Caballero Bonald: estudio y entrevistas. p. 91. ISBN 9780729302777. 
  35. 35,0 35,1 Ediciones de la Torre, ed. (2001). Antología poética del paisaje de España. editores:Cayo González Gutiérrez, Manuel Suárez González. p. 35. ISBN 9788479603069. 
  36. García Lorca, Federico (1969). phonereader, ed. Llanto por Ignacio Sánchez Mejias. p. párrafo 2. ISBN 9782848543772. 
  37. López García, Bernardo (1867). Est. Tip. de D. F. López Vizcaino, ed. Poesías. Digitalizado en Universidad de Harvard, 2007. 
  38. de Quevedo, Francisco (1869). Lib. de lance de Ramón Pujal, ed. El Parnaso español o Las nueve musas castellanas.... p. 36. 
  39. Carpentier, Alejo (1991). Siglo XXI, ed. La consagración de la primavera, Volumen 7. p. 243. ISBN 9789682317590. 
  40. Colón, Matilde (1984). La Editorial, UPR, ed. Antología de literatura hispánica contemporánea, Volumen 1. p. 171. ISBN 9780847735112. 
  41. de Vicente Hernando, César (1994). Ediciones AKAL, ed. Poesía de la Guerra Civil española 1936-1939. p. 391. ISBN 9788446004271. 
  42. J González Ruiz, osé María (1989). Editorial SAL TERRAE,, ed. La teología de Antonio Machado. p. 66. ISBN 9788429308365. 
  43. Machado, Antonio (1991). Ediciones Colihue SRL, ed. p. 87. ISBN 9789505810901 https://books.google.es/books?id=qoWPnlIjQ4wC&lpg=PA87&dq=Espa%C3%B1olito%20que%20vienes%20al%20mundo%2C%20te%20guarde%20Dios.&hl=es&pg=PA87#v=onepage&q=Espa%C3%B1olito%20que%20vienes%20al%20mundo,%20te%20guarde%20Dios.&f=false.  Falta el |título= (ayuda)
  44. Machado, Antonio (2003). EDAF, ed. Antología poética. p. 198. ISBN 9788476401552. 
  45. de Otero, Blas (1985). Ediciones de la Torre, ed. Blas de Otero para niños. p. 110. ISBN 9788485866724. 
  46. Mazarredo Salazar, José de. Rudimentos de táctica naval para instrucción de los oficiales subalternos de Marina. Editorial Joachin Ibarra, 1776. Portada. En Google Libros.