Abrir menú principal
«La calumnia siempre se ensaña en lo mejor»
Menandro
Detalle de La calumnia de Apeles, obra de Sandro Botticelli en 1495.

La calumnia es la «acusación falsa, hecha maliciosamente para causar daño».[1]

CitasEditar

  • «Calumniar a una tercera persona se interpreta generalmente como un cumplido entre dos que hablan, y es la base de todos los chismes femeninos. Revelar dos personas que les desagrada otra es una cómoda manera de expresar que se agradan mutuamente.».[3]
  • «El basilisco fue animal emblemático de la Calumnia, por considerarlo capaz de causar con su mirada la muerte a distancia». [4]
  • «El mal de la calumnia es semejante a la mancha de aceite, siempre deja huella».[5][6]
  • «Es necesario resolvernos a pagar durante nuestra vida algún tributo a la calumnia».[7]
  • «Existe un arma más terrible que la calumnia; es la verdad».[8]
  • «La calumnia desaparece cuando muere el hombre oscuro, pero se mantiene firme junto a la tumba del hombre genial, y aún al cabo de siglos se la ve ocupada en remover sus cenizas con un puñal». [9][10]
  • «La calumnia es como la moneda falsa: muchos que en manera alguna la habrían acuñado, la hacen circular sin escrúpulos».[11]
    • Condesa Diane [¿?]
  • «La calumnia está en todas partes; el calumniador no está en ninguna».[12]
  • «[La Calumnia, representada por] una mujer extraordinariamente bella, ardiente y fuera de sí, como haciendo estallar su rabia y su cólera. Con la mano izquierda sostiene una antorcha llameante y con la otra arrastra por el cabello a un joven que alza los brazos al cielo y toma a los dioses por testigos».[4]
  • «La calumnia se muere de cansancio bailando en la punta de la lengua».[13]
  • «La calumnia siempre es sencilla y verosímil. Y en esto se diferencia muchas veces de la verdad».[14]
  • «La calumnia siempre queda».
    • Beaumarchais
    • Fuente: Axioma de Beaumarchais en El Barbero de Sevilla: «Calumniad, calumniad, que siempre de la calumnia algo queda!»] [15]
  • Las heridas de la calumnia se cierran pero quedan las cicatrices.[18]
    • Anónimo
  • «Perseverar en el cumplimiento del deber y guardar silencio es la mejor respuesta a la calumnia».[19]
  • «Si murmurar la verdad aún puede ser la justicia de los débiles, la calumnia no puede ser otra cosa que la venganza de los cobardes».[20]

Citas por autorEditar

ShakespeareEditar

  • «La calumnia vive hereditariamente y se establece a perpetuidad allí donde toma posesión».[22]
  • «Sé casto como el hielo y puro como la nieve, y no escaparás jamás de la calumnia».[23]

Véase tambiénEditar

ReferenciasEditar

  1. definición del DLE
  2. Señor (1997), p. 366.
  3. Ortega Blake (2013), p. 638.
  4. 4,0 4,1 Federico Revilla: Diccionario de iconografía. Ed. Cátedra, (1990), p. 76; ISBN 8437609291
  5. Señor (1997), p. 369.
  6. Palomo Triguero (1997), p. 57.
  7. Ortega Blake (2013), p. 641.
  8. Ortega Blake (2013), p. 4152.
  9. Diccionario de pensamientos sublimes y sentenciosos.pp. 30-31.
  10. Ortega Blake (2013), p. 2544.
  11. Señor (1997), p. 367.
  12. Ortega Blake (2013), p. 641.
  13. Señor (1997), p. 370.
  14. Señor (1997), p. 368.
  15. El caso fundaciones: cronología de un desatino, por Jorge Ortíz García. ‎Corporación de Estudios para el Desarrollo (Ecuador), 1988; página 51
  16. Señor (1997), p. 368.
  17. Ortega Blake (2013), p. 2290.
  18. Diccionario citador de máximas, proverbios, frases y sentencias: escogidas de los autores clásicos latinos, franceses, ingleses é italianos. Selección de David Evans Macdonnel y José Borrás. Editor Indar, 1836; p.30.
  19. Palomo Triguero (1997), p. 57.
  20. Palomo Triguero (1997), p. 57.
  21. Albaigès Olivart (1997), p. 195.
  22. Señor (1997), p. 370.
  23. Señor (1997), p. 370.

BibliografíaEditar

  • Albaigès Olivart, José María (1997). Un siglo de citas. Planeta.  ISBN 8423992543.
  • Ortega Blake, Arturo. El gran libro de las frases célebres. Penguin Random House Grupo Editorial. México, 2013. ISBN 6073116314, 9786073116312. (En Google Books.)

Enlaces externosEditar