Martín Fierro

poema narrativo de José Hernández

"El gaucho Martín Fierro" es el nombre de la primera parte del poema llamado Martín Fierro, de José Hernández. Fue publicado en 1872. Los capítulos se denominan Cantos, y cada canto está formado por varias sextinas. La vuelta de Martín Fierro es la segunda parte de este poema, publicado en 1879.

CitasEditar

Primera parteEditar

  • «Yo soy toro en mi rodeo
    Y torazo en rodeo ajeno;
    Siempre me tuve de gueno
    Y si me quieren probar
    Salgan otros a cantar
    Y veremos quien es menos.»
    • Fuente: Décima primera sextina, canto I.
  • «Ninguno me hable de penas,
    Porque yo penando vivo,
    Y naides se muestre altivo
    Aunque en el estribo esté,
    Que suele quedarse a pie
    El gaucho más alvertido.»
    • Fuente:Primera sextina, canto II.
  • «Tuve en mi pago en un tiempo
    Hijos, hacienda y mujer;
    Pero empecé a padecer,
    Me echaron a la frontera
    ¡Y qué iba a hallar al volver!
    Tan sólo hallé la tapera.»
    • Fuente: Primera sextina, canto III.

Segunda parteEditar

  • «Atención pido al silencio
    Y silencio a la atención
    Que voy en esta ocasión
    Si me ayuda la memoria
    A contarles que a mi historia
    Le faltaba lo mejor.»
    • Fuente: Primera sextina, canto I, Parte II
  • «Hay hombres que de su ciencia
    Tienen la cabeza llena;
    Hay sabios de todas menas,
    Mas digo sin ser muy ducho
    Es mejor que aprender mucho
    El aprender cosas buenas.»
    • Fuente: Tercera sextina.
  • «Al que es amigo, jamás
    Lo dejen en la estacada,
    Pero no le pidan nada
    Ni lo aguarden todo de él
    Siempre el amigo más fiel
    Es una conduta honrada.»
    • Fuente: Séptima sextina.
  • «Los hermanos sean unidos
    Porque esa es la ley primera
    Tengan unión verdadera
    En cualquier tiempo que sea
    Porque si entre ellos pelean
    Los devoran los de afuera.»
    • Fuente: Decimoséptima sextina
  • «Mas naides se crea ofendido,
    Pues a ninguno incomodo;
    Y si canto de este modo
    Por encontrarlo oportuno,
    No es para mal de ninguno
    Sinó para bien de todos.»
    • Fuente: Última sextina del libro.

Citas sobre el libroEditar

  • «Es una hermosura, una soberana hermosura, lo más fresco y más hondamente poético que conozco en la América Española. [...] El amor con que el pueblo argentino lo ha acogido es su mayor consagración. Le llaman el Quijote nacional; corre de pulpería en pulpería y de rancho en rancho, congréganse los pamperos en torno al lector para oír los infortunios de Martín Fierro, acorralado por la civilización argentina, y no hay quien no le tenga en sus labios y sobre su corazón.»


  • «Me acusan de calumniar a esta obra pero no es verdad. Martín Fierro no es nadie cuando nace. Ese personaje genérico pasa a ser vivido en la literatura argentina. Se puede decir de él que es un héroe o un pendenciero de pulpería. [...] No nos ha hecho ningún bien a los argentinos el haber elegido como prototipo al Martín Fierro. ¡Ojalá hubiéramos tomado para identificarnos al Facundo de Sarmiento

Enlaces externosEditar