Diferencia entre revisiones de «Lord Byron»

950 bytes añadidos ,  hace 4 meses
Arreglo traducción: fuente fiable y versión original
m (Revertidos los cambios de 46.25.26.58 (disc.) a la última edición de Technopat)
Etiqueta: Reversión
(Arreglo traducción: fuente fiable y versión original)
__NOTOC__
[[#A|A]] – [[#B|B]] – [[#C|C]] – [[#D|D]] – [[#E|E]] – [[#F|F]] – [[#G|G]] – [[#H|H]] – [[#I|I]] – [[#J|J]] – [[#K|K]] – [[#L|L]] – [[#M|M]] – [[#N|N]] – [[#O|O]] – [[#P|P]] – [[#Q|Q]] – [[#R|R]] – [[#S|S]] – [[#T|T]] – [[#U|U]] – [[#V|V]] – [[#W|W]] – [[#X|X]] – [[#Y|Y]] – [[#Z|Z]]
 
{{tradwq}}
 
===A===
* «Habla seis veces con la misma mujer [[soltera]] y ya puedes preparar tu traje de boda».<ref name="ampo133"/>
 
* «Hay cierto placer en el seno de los bosques impenetrables, hay algo embelesador en la solitaria ribera, hay sociedad en donde nadie viene a importunarnos, a las orillas del mar profundo, cuyo bramido tiene también su armonía. Yo no he dejado de querer al hombre, más prefiero a la naturaleza...».<ref>Byron, Lord (traducido por M. de la Peña). [https://books.google.es/books?hl=es&id=a0C24xkColQC&q=CLXXVIII#v=snippet&q=CLXXVIII&f=false ''La peregrinación de Childe Harold'', p. 191.] Nueva York, Imprenta de La Crónica, 1864. En Google Libros. Consultado el 15 de mayo de 2020.</ref>
* «Hay peregrinos de la eternidad, cuya nave va errante de acá para allá, y que nunca echarán el ancla».<ref name=romero/>
** Original: «There is a pleasure in the pathless woods, There is a rapture on the lonely shore, There is society, where none intrudes, By the deep Sea, and Music in its roar: I love not Man the less, but Nature more,...».<ref>Byron, George Gordon; Ernest Hartley Coleridge (ed.). [https://www.gutenberg.org/files/25340/25340-h/25340-h.htm ''The Works of Lord Byron'', Volume 2, p. 457.] Londres: John Murray; Nueva York: Charles Scribner's, 1899.
Project Gutenberg. Consultado el 15 de mayo de 2020.</ref>
** Fuente: Stanza clxxviii, Canto the Fourth, ''Childe Harold's Pilgrimage'' (1817)
 
* «Hay peregrinos de la eternidad, cuya nave va errante de acá para allá, y que nunca echarán el ancla».<ref name=romero/>
* «Hay placer en los bosques sin senderos, hay éxtasis en una costa solitaria. Está la soledad donde nadie se inmiscuye, por el océano profundo y la música con su rugido: No amo menos al hombre pero si más a la naturaleza».<ref name="ampo133"/>
 
* «Huir de los hombres no quiere decir odiarlos».<ref>{{Versalita|Asiain Márquez}}, Carlos. ''Luis de Herrera: una época oriental, 1825-1865: noticia biográfica y de una época'', p. 35. Editorial Impr. Miguez, 1961.</ref>