Diferencia entre revisiones de «Julio Anguita»

4758 bytes eliminados ,  hace 11 meses
→‎Citas sobre Julio Anguita: eliminar cosas sin referencias o con refs. espurias y SPAM de autores con parrafadas injustificables en un repertorio de citas.
(→‎Citas sobre Julio Anguita: eliminar cosas sin referencias o con refs. espurias y SPAM de autores con parrafadas injustificables en un repertorio de citas.)
 
== Citas sobre Julio Anguita==
<!-- Agregar las citas en orden alfabético por el apellido del autor, con sus fuentes y referencias con los requisitos que piden las políticas oficiales. Sin ellas cualquier editor puede borrarlas, por lo que se perderá tu aportación. El uso de bases de datos de citas de Internet está prohibido por la política oficial de referencias aprobada por la comunidad. -->
 
<!-- Agregar las citas por orden alfabético -->
 
* «Aznar y Anguita son la misma mierda».
** Fuente: [[Felipe González]] en una comida en Don Benito (Badajoz) en 1999.<ref>[http://www.elpais.com/articulo/espana/Felipe/Gonzalez/afirma/Anguita/Aznar/misma/cosa/elpepiesp/19990610elpepinac_6/Tes] ''El País''.</ref>
 
* «De casualidad se ha sabido que hace siete años, Julio Anguita renunció por escrito a la paga de pensión máxima vitalicia, a la que tenía derecho como ex parlamentario, argumentando que «con la pensión que le correspondía como maestro tenía bastante».
 
* «Con él al frente, IU se negó a pactar con el PSOE de Felipe González de los años noventa, que arruinaba la Seguridad Social, amontonaba escándalos, corrupción, crímenes del GAL y ocupación de las instituciones del estado para lograr su mejicanización, siguiendo el modelo del PRI. El capitalismo tan denostado por Anguita se reflejaba entonces en el PSOE más que en un PP que prometía regeneración. Y Anguita, consecuente, se negó a apuntalar esa situación en España y en Andalucía».{{fuentes}}
 
* «Conozco la sobriedad espartana de su espíritu. Sé que en pocas personas se verifica una mayor consecuencia entre lo que dice y piensa y su modo de vida. Julio Anguita hace suyo el lema de Ghandi de vivir sencillamente, para que los demás puedan, sencillamente, vivir. Y desde su antisimetría con el político al uso, nos aporta soluciones a nuestros graves problemas con la ética del cargo público. No todo es poder y dinero».
** [[Lucas León]] periodista
 
* «Anguita admira más a [[José Antonio Primo de Rivera]] que a [[Marx]] y a [[Lenin]]».
** [[Santiago Carrillo]]<ref>[[http://elpais.com/diario/1996/09/17/espana/842911223_850215.html] ''El País''.</ref>
 
* «Anguita es una secuela de la revolución pendiente y una mezcla de su juventud falangista y su conocimiento tardío del marxismo y del leninismo».<ref>[http://hemeroteca.lavanguardia.com/preview/1997/07/28/pagina-8/34636101/pdf.html] ''La Vanguardia''.</ref>
 
* «Tanto Anguita como Primo de Rivera rechazan el capitalismo liberal y el culto al dinero, aunque, sin duda, en pro de soluciones espartanas de muy distinto carácter. Así, aunque a José Antonio le angustia la injusticia y la indiferencia ante la miseria, anhela el tipo de autoridad austera y el férreo orden militar que persiguen las clases medias en los momentos de crisis agudas, lo que supone una alternativa bien diferente al totalitarismo colectivista que normalmente precede a un levantamiento popular revolucionario. Es decir, por un lado, la elemental dialéctica joseantoniana de “los puños y las pistolas, la única admisible cuando se ofende a la justicia o a la patria”, y, por otro, la sofisticada dialéctica marxista de la lucha dé clases, administrada en el día a día de forma menos exquisita por el KGB de turno. Sin embargo, y paradójicamente, es en el plano parlamentario donde ambos personajes interpretan papeles aún más contrapuestos. Las intervenciones de Anguita, con su carga de solemnidad apocalíptica y de trascendencia mística, contrastan con el estilo ágil, irónico, conciliador e incluso constructivo —salvo cuando, al sentirse ofendido, la emprendía a puñetazos con algún otro diputado— del líder falangista, bien lejos del tono metafisico de algunos de sús escritos y de su desprecio doctrinal hacia el parlamentarismo».<ref>[http://hemeroteca.lavanguardia.com/preview/1997/07/28/pagina-8/34636101/pdf.html]</ref>
** [[Carles Castro]]
 
* «Empeñado en seguir al pie de la letra un manual para perder amigos, en vez de ganarlos, Anguita está peleado con casi toda la clase política y periodística, menos con el PP y con Pedro J. Ramírez. Incluso se enzarzó duramente con los sindicatos de clase a raíz del pacto sobre la reforma laboral. En mayo pasado reclamó que el Tribunal de Cuentas controlara la financiación de CCOO y UGT como si Antonio Gutiérrez y Cándido Méndez estuvieran poco menos que a sueldo del presidente de la patronal CEOE. A pesar de haber sufrido un infarto en plena campaña electoral en 1993, Anguita no ha descansado en lo de soltar mamporros a diestro y siniestro, incluido el rey ("Juan Carlos sabía que era un rey impuesto por Franco y ha sido ilegítimo hasta que ha habido Constitución"). A Felipe González le fustigó con saña por lo del GAL (le adjudicó los asesinatos como señor X sin esperar a tener pruebas) y pidió su dimisión como presidente un día sí y otro también. Con Jordi Pujol tampoco se cortó un pelo, y en julio de 1994 le acusó de hacer lo que hacía Franco cuando se atacaba a la dictadura. Y en agosto le tocó el turno al juez José Augusto de Vega ("presunto delincuente", le llamó) porque interpretó que había alterado una sentencia del Tribunal Constitucional sobre Filesa. Y es que Anguita siempre ha estado dispuesto a manejar el sable contra el enemigo exterior e interior ("cuando se saca el sable a pasear, tinto de sangre a la vaina ha de regresar", dijo en 1995 al opinar sobre el conflicto pesquero del fletán). No en vano tiene dicho: "Me hubiera gustado ser militar, pero de coronel para arriba, más que nada para que no le manden a uno mucho».<ref>[http://archivo.elperiodico.com/ed/19971207/pag_005.html]</ref>
** [[Ricardo Peralta]]
 
== Referencias ==